Mi Blog

Mi Blog

lunes, 20 de agosto de 2012

LITERATURA - FERNANDO VALLEJO, UNA PROSA INSOLENTE


Tiene la hermosa tierra de Colombia la inmensa suerte de poseer innumerables riquezas tales como petroleo, gas, café y diversos minerales.  Pero una de sus más importante riquezas es para mí, sus grandes talentos dentro del heterogéneo mundo de la literatura.  Un nombre a destacar es sin duda el de Gabriel García Marquez, más por suerte para la lengua española.  Colombia ha tenido en su seno a otros grandes maestro de la literatura, como el olvidado Vargas Vilas un number one en su epoca.  Pero hoy quiero referirme a otro monstruo de la prosa.  Se trata del irreverente e iconoclasta Fernando Vallejo.  Éste escritor no ha sido un plato fácil de digerir debido a su estilo corrosivo o ofensivo.  

Otros opinan que dicho escritor es un misantropo por la forma como retrata a los seres humanos.  La verdad es que su acerada pluma escupe veneno cual si fuera un escorpión.

La obra literaria de Fernando Vallejo es contestataria, y con una fuerte influencia del poeta colombiano Porfirio Barba Jacob.  La prosa de Vallejo es vigorosa y áspera al mismo tiempo.  Él no se pone limites en sus escritos, púes toca todo los géneros ya sean políticos o religiosos.  Su pluma es un acicate contra la burocracia y la iglesia.





Les dejo con algunos de sus pensamientos:

"Yo no siento que estoy loco, lo que siento es un gran caos en la cabeza".

" Colombia no tiene realidad. Colombia es irreal, un sueño de basuco. ¿Y sabes qué es basuco? Crack, cocaína fumada."

"Estoy inventándome una forma fantástica de morirme. Yo quiero que Colombia me mate. Que me mate un sicario mandado por los paramilitares de Carlos Castaño, o por las narcoguerrillas, o por los capos de la droga, o por los generales del Ejército que mataron a Álvaro Gómez [un candidato a la presidencia]". "Insulto repetidamente para ver quién me mata. Y, como todo en Colombia, se quedará en la confusión. Si quieren una fecha para matarme que me digan y yo voy. Que me mate Colombia es una forma honorable de salir del horror de la vida", afirma el escritor, para quien su país no tiene "hacia dónde mirar". "Colombia mata 30.000 personas al año, que mate una más para que no vaya a perder el récord", dice, esta vez con cierto sarcasmo.

"El hombre es una máquina biológica programada para eyacular y todo lo demás es hipocresía, palabrería, cuentos".

"Escribo por llenar el tiempo y porque no tengo otra cosa que hacer. Me aburro mucho".

"Nunca leo mis libros y éste lo tenía olvidado. Lo reconstruí sobre recuerdos anteriores sin aferrarme a él",

Afirma que, sea "poesía o prosa, el lenguaje literario existe por oposición al habla" y que "el genio de Cervantes descubrió que la literatura, más que en la vida, se inspira en la literatura".

" Seguiré hasta que me muera, matando personas en mi cabeza"

''Esa Virgen sirve para lo que sirven las tetas de los hombres, para un carajo. Cuánto no le pedí yo de niño que me hiciera millonario, ¡y mira en la pobreza en que ando! En cuanto a su historia no te la pienso contar.''

''En cuanto al crimen, yo no conozco mayor criminal que el gobierno, una camarilla de saqueadores de los demás con un capo cuatrienal o sexenal que habla y habla y habla y habla. Aquí, en China y en la Conchinchina.''

"La poesia: La poesía hay que hacerla en prosa. El verso no tiene razón de ser desde que se inventó la escritura, o sea un poquito después de Homero. Yo escribí las biografías de esos dos poetas colombianos que dices por desocupación. Y respetando la convención literaria que pide que el biógrafo crea en su biografiado, sostuve que eran dos de los más grandes poetas del idioma, pero no. Los versos son sonsonete. Quiero decir los de antes, los que tenían ritmo y rima; en cuanto a los de hoy, son pedacería de frases.
Lo que yo hubiera querido ser en la vida es músico, compositor. Pero como no tenía música en el alma, no me quedó más remedio que dedicarme a esas dos artes menores del cine y la literatura. Gluck y Mozart son lo máximo. Después sigue El Quijote."

"Colombia es un desastre sin remedio. Máteme a todos los de las FARC, a los paramilitares, los curas, los narcos y los políticos, y el mal sigue: quedan los colombianos."

"No, los ecologistas son especialmente infames y mentirosos: quieren preservar las especies de esta tierra para el hombre, para que el hombre las disfrute y se las coma. Yo no. Yo pienso muy distinto de ellos: especie que se extingue, especie que deja de sufrir. Que se mueran los perros, que se mueran las vacas, que se mueran las ratas, mis hermanas las ratas, eso es lo que quiero yo."

"Pero mi polémica no es con este Papa, que al fin de cuentas no es más que un pobre diablo que ya por fortuna se va a morir; mi polémica es con Cristo, uno al que tampoco le dio el alma para entender lo que tenía que entender: que los animales también son nuestro prójimo, y no sólo el hombre, que es el más malo de los animales. Y después de Cristo con Mahoma, esa bestia reproductora y lujuriosa."

"He llegado a la conclusión de que el cine es como la novela, un género artificioso, mentiroso, condenado a envejecer con la vejez más triste y a desaparecer. ¿Qué es eso de andar partiendo la realidad en planos y eliminando dizque «los tiempos muertos» y como el teatro la cuarta pared del cuarto, metiéndose la indiscreción donde no puede estar, reptando por entre las sábanas en la misma cama de los amantes? (...) Si el cine no tiene razón de ser, ni el teatro, ni la novela, ¿qué queda entonces? Hombre, queda la muerte, y en su defecto los recuerdos: el libro de Memorias, que es el género máximo"


"Yo detesto al pueblo. A mí el populacho, la chusma, la horda, la turbamulta, no me sirve ni de objeto sexual.
La esperanza más boba es la del cielo, porque como no sea el atmosférico que a veces llueve y truena, no existe. El que sí existe es el infierno y estamos en él, aquí en Colombia, un infierno cada día más caliente. Y sin embargo esto no siempre fue así; yo recuerdo a Medellín en mi niñez fresquecito. Mataban a uno que otro, claro, eso es normal, muy humano, pero con moderación. Nada que ver con este baño de sangre que nos está salpicando hoy a todos la ropa.
han de saber que el amor de mi vida son los animales. Todos pero con una excepción: el Homo sapiens, este simio alzado, de cuya inteligencia dudo y cuyas intenciones temo. Estos simios alzados que a veces se convierten en rebaño y le llenan al Papa los estadios. O a Castro la Plaza de la Revolución."

"¿Y la Divina Providencia qué hacía mientras esos infelices animales se mataban? Mirar. Mirar que es lo que ha hecho durante cuatro mil millones de años, que es lo que llevamos los seres vivos sobre la tierra después de que esta entidad perversa echó la máquina de la vida a andar y el séptimo día se sentó a descansar. Mirar desde allá arriba, entre coros de ángeles, arcángeles y querubines, el circo de horror y sangre que montó aquí abajo.
De todo lo cual concluyo que la Divina Providencia no sólo es mala sino estúpida: se saca a sí misma los ojos. No se les haga raro que el día menos pensado mate de un rayo al Papa. Mientras tanto este señor políglota, este políglota desaforado, picado de lo que un escritor peruano llamó «afán protagónico» (del que él por lo demás tampoco está exento), sigue llenándonos las plazas y los estadios y predicando contra el condón, el aborto y el homosexualismo en todas las lenguas conocidas, que le sopla al oído el Espíritu Santo. Los seis mil millones de habitantes del planeta Tierra se le hacen pocos. Quiere más. Y yo le pregunto: ¿Para qué más, Su Santidad, dónde los piensa acomodar? ¿Dónde va a meter a los otros dos mil millones que vienen en camino en los próximos 25 años? ¿En el sol? ¿No ve que el sol gira alrededor de la tierra y por lo tanto es muy chiquito? Porque no me venga ahora con el cuento de que Galileo tenía razón... ¿Y qué vamos a comer en el 2025 si Cristo no ha vuelto a repetir la multiplicación de los panes y los peces desde el Sermón de la Montaña? El Papa de hoy pide perdón por los horrores de la Santa Inquisición y las masacres de protestantes. Ya vendrá otro Papa en el futuro a pedir perdón por las irresponsabilidades de éste. Pedir perdón es muy fácil. Y vivir en el Vaticano entre obras de arte, protegido por la Guardia Suiza y alimentado por la pobrería inmensa de esta tierra. Difícil vivir en el barrio Manrique de Medellín.

"Dios no hizo nada: nosotros lo hicimos a Él, lo inventamos por cobardes, por temor al rayo. Está en la esencia de la materia existir, y en prueba el que nada en última instancia se destruye. Unos átomos se transforman en otros átomos sumándose o quitándose los electrones. No nos hagamos ilusiones con el cielo que el cielo no da asidero a la esperanza. El cielo es un señuelo para los tontos, y una justificación descarada para el crimen de traer hijos a este mundo. Nadie va para el cielo. Todos vamos hacia la muerte y sus gusanos. "



  

9 comentarios:

  1. No conozco nada de este autor, amigo Agustín. Así que te agradezco que me pongas sobra la pista.
    Un cordial saludo.

    ResponderEliminar
  2. Tio Chinto, le dejo con algunas de sus ideas,La verdad es que no se si sera santo de su devocion,un saludo y gracias por su comentario,

    ResponderEliminar
  3. Sí que es desquiciante este escritorcito, Agustín.
    No me extraña que pida que le maten, que para vivir una vida así como la describe él, hay que tener ganas de vivirla, o ser tan tondo como para querer vivirla.

    Iacob

    ResponderEliminar
  4. Me quedo con su gran trabajo de la vida misma tal como es y vivimos...sus obras es el puro reflejo tal como lo cuenta otros en sus tiempos y que son maestros de la palabra y de la comunicación.

    Sus temas de violencia, adolescencia, drogas, pederastia o muerte sin olvidar temas políticos de su tierra natal (Medellin).
    Ese deseo de morir por...es solo una forma de contestar a algunas amenazas como ocurre en México con los artistas que hablan del narco....está claro que le echaba un par...

    Saludos Agustín.

    ResponderEliminar
  5. Él dice que se aburre, pero el que lo lea seguro que no. Un tipo excesivo en todo condenado por blasfemo???? jajaj que pasada.
    Saluditos.

    ResponderEliminar
  6. Con una idea fatalista de la vida que es natural, dado el contexto y la situación de su Colombia querida. Puedo entenderlo, pero no comparto su visión de Dios ni me dan miedo los rayos.

    Es un valente.

    ResponderEliminar
  7. Τhank you, I've just been searching for information about this topic for a long time and yours is the best I have found out so far. But, what concerning the bottom line? Are you sure concerning the source?
    Also see my site :: the news

    ResponderEliminar
  8. Vallejo, es el verdadero mal de los colombianos... Un apátrida que al no poder ejercer públicamente sus apetitos sexuales con muchachitos de 14 y 15 años, decidió irse de nuestro país y de nuestra medellín, a desbocar y vomitar en México, todas sus frustraciones.. Perdón por inmiscuirme en vuestro blog, pero uno puede sosportar que un tipo como Vallejo, que no ha hecho ni puta mierda por este país, sea capaz de andar por el mundo mostrando solo una cara de la moneda acerca de mi país... Ese tipo es el más grande de los hijos de puta que ha parido por infortunio, nuestra bella Colombia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que se puede esperar de una persona que no defiende a su madre tierra? Quien no ama a su madre, ni la acompaña y mucho menos defiende es un ser vil. La arrogancia solo permite hablar desde la distancia, es tan fácil como plasmar palabras a diestra y siniestra en contra de sus propias raíces, ...un ser así, no es nadie; aunque diga cosas que pueden tener realidades, las exagera y agranda como lo hacen los incapaces que quieren figurar haciendo estos show`s

      Eliminar